El compacto de Seat estrena la plataforma que también usarán el Polo europeo.