Publicite aquí
Noticias

El Toyota Corolla festeja su medio siglo de vida

El vehículo más vendido del planeta cumple 50 años de historia con un total acumulado de más de 44 millones de unidades producidas en 16 plantas de todo el mundo.

El Toyota Corolla celebra este año su 50° aniversario. Presentado en Japón en 1966, fue diseñado para ser un “auto para la gente”. El modelo se ofrecía con dos carrocerías distintas: sedán de dos y cuatro puertas y familiar de dos puertas.

En noviembre de ese año, la automotriz japonesa abrió una nueva planta en Takaoka, en la Prefectura de Aichi, dedicada exclusivamente a la producción de este vehículo. Dos años más tarde, comenzó la fabricación en Australia y Malasia.

El nombre Corolla está inspirado en la palabra en latín “corona de flores”. Y floreció: en tres años  se convirtió en el modelo más vendido en Japón y su popularidad pronto se propagó a otros países de todo el mundo.

En Europa, el Corolla se lanzó en abril de 1967. La producción europea comenzó en Sakarya, Turquía, con la séptima generación del modelo en 1994.

Las exportaciones del Corolla a Norteamérica comenzaron en 1968, y el rápido éxito de ventas en este mercado ayudó a que las ventas mundiales acumuladas del vehículo llegaran a un millón de unidades apenas cuatro años después del lanzamiento.

En 1997 se convirtió en el modelo más vendido del mundo, con unas ventas mundiales acumuladas de más de 22,65 millones de unidades. Al año siguiente comenzaba a fabricarse también en Brasil.

1ª generación (1966-1970): encabezados por Tatsuo Hasegawa, responsable de desarrollo, los diseñadores del modelo se propusieron conquistar al gran público. La intención era crear un modelo deportivo, tanto por imagen como por sus características de conducción. Se ofrecía con diversas carrocerías y adoptaba numerosas tecnologías inéditas en el mercado japonés, como la suspensión MacPherson o la transmisión de cuatro velocidades.

2ª generación (1970-1974): los ingenieros y diseñadores tenían ante sí el reto de reeditar el éxito de la primera generación. En el año en que se fabricó el Corolla un millón, el modelo fue completamente renovado. El diseño exterior evolucionó con unas líneas de superficie suavemente curvadas, mientras que bajo el chasis una suspensión trasera de ballesta más grande mejoraba el confort de marcha y el manejo. En 1972, la gama se amplió a cuatro tipos de carrocería, con el lanzamiento de un cupé. Con su renombrado motor 2T-G, el Corolla Levin resultó ser el preferido por los amantes de los deportivos.

3ª generación (1974-1979): la estricta normativa sobre emisiones obligó a rediseñar el motor y el sistema de escape. A raíz de esto, Toyota encabezó el desarrollo de los convertidores catalíticos, que continúan utilizándose. Este nuevo modelo, más limpio y eficiente, se benefició asimismo de otra innovación tecnológica -el túnel aerodinámico-, y los resultados se evidenciaron en el diseño exterior. En el interior, la calidad y la ergonomía mejoraron.

4ª generación (1979-1983): en 1979, la economía japonesa parecía recuperarse tras atravesar otra crisis del petróleo. Se había replanteado como auto familiar lujoso pero económico, con unas prestaciones superiores. La aerodinámica desempeñaba un papel más importante y el nuevo Corolla evolucionó dentro de la continuidad, con unas líneas nítidas sobre un estilo más cuadrado para evitar romper radicalmente con un diseño y una concepción que contaba con una afición cada vez más fiel. Bajo la carrocería, el confort y la estabilidad mejoraban con una nueva suspensión helicoidal de cuatro brazos. Además se introdujo un nuevo motor diésel 1.8 para satisfacer las presiones medioambientales.

5ª generación (1983-1987): en su función como responsable de desarrollo, Fumio Agetsuma se propuso que fuera lo más innovador posible. Fue el primer modelo en ser creado con la ayuda de una computadora, lo que permitió ahorrar tiempo y recursos en el diseño del motor y del exterior. Con su frontal inclinado y su forma de cuña redondeada, el nuevo modelo sería el primero de la serie en montar tracción delantera.

Los modelos cupé con tracción trasera enfatizaban las características de conducción deportiva mediante un motor de 1.5 o de 1.6 litros, ambos montados longitudinalmente. Esta última variante, conocida comúnmente como el Hachi-Roku, u “ocho-seis” en japonés, en referencia al código del chasis (AE86), fue el último Corolla con motor delantero y tracción trasera. Sus éxitos deportivos lo convirtieron en uno de los más emblemáticos en la historia moderna de la marca.

6ª generación (1987-1991): en 1987, era esencial para los ingenieros que este vehículo cautivara con una mayor calidad a sus propietarios. Se propusieron más de 2.000 mejoras a más de 100 fabricantes de componentes para aumentar su rendimiento, desde la reducción de los niveles de ruido a la introducción de materiales blandos al tacto en el salpicadero y las botoneras. Sería el Corolla de mayor calidad hasta la fecha.

7ª generación (1991-1995): fue desarrollado en torno a tres temas principales: estilo de diseño, prestaciones de conducción y seguridad y fiabilidad. Prestaba especial atención a los detalles y ofrecía un espacio amplio para toda la familia.

8ª generación (1995-2000): 1995 fue un momento de replanteamientos ambientales y económicos. Con una economía estancada en su país de origen, se buscó crear un vehículo que redujera el impacto sobre el planeta y que fuera más eficiente y barato de comprar y de mantener.

9ª generación (2000-2006): el año 2000 trajo consigo el lanzamiento de un Corolla diseñado por primera vez en Europa. Su misión era romper con el pasado y sentar las bases para el siglo XXI, fue diseñado desde cero con un costo accesible pero con niveles de calidad y confort que compitieran con segmentos superiores.

10ª generación (2006-2013): el responsable de desarrollo, Soichiro Okudaira, quiso que el nuevo Corolla tuviera una perspectiva y una escala mundial. Los ingenieros se guiaron por la regla de la impresión en 5 minutos, por la que los clientes apreciarían la calidad de este nuevo modelo a los 5 primeros minutos de conducirlo.

11ª generación (desde 2013): esta generación generó grandes expectativas, ya que celebraba el título de “vehículo más vendido del mundo”. Este último modelo introdujo un nuevo y prestigioso estilo exterior, con un particular acento sobre la calidad percibida y unos niveles superiores de equipamiento tecnológico y de seguridad.

Notas relacionadas
Arriba