Publicite aquí
Noticias

Renault Sandero R.S y GT-Line 2020

En Argentina, desde $995.100?
La marca del rombo presentó la actualización de las versiones deportivas de su hatchback chico. La GT-Line, que además de una estética más agresiva incorporó el nuevo motor 1.6 SCe de 115 CV y una opción con caja automática CVT, y la R.S., con el conocido propulsor naftero 2.0 de 145 CV, caja manual de 6 marchas y ajustes específicos en las suspensiones, frenos, dirección y puesta a punto del chasis. También suman más equipamiento tecnológico y de seguridad.

Renault continúa apostando por su gama deportiva y por el momento sigue siendo la única marca que cuenta con versiones de este tipo en el segmento B, inclusive avaladas por su división Renault Sport.

Meses después de la llegada del facelift del Sandero, Logan y Stepway, la marca del rombo introdujo en nuestro mercado la actualización correspondiente a las versiones GT-Line –sólo con estética deportiva- y R.S. –con mejoras en motor, suspensión, frenos y puesta a punto-.

Estas son sus características principales:

Lo nuevo:

Es la actualización de las versiones deportivas del Sandero, que se aplican a la GT-Line (con mejoras estéticas, pero con la misma mecánica de las versiones convencionales) y la R.S. (con el motor de 145 CV y ajustes específicos en la suspensión, frenos y otros ítems).

En el caso de las GT-Line, adoptaron los nuevos faros delanteros con formato “C-Shipe” al igual que los faros traseros de Led inspirados en los del Mégane, así como también la nueva parrilla con detalles cromados. De perfil cuenta con la carcasa de los espejos en color Dark Metal, faldones y spoilers específicos junto con llantas de aleación de 16”, también de diseño específico.

Puertas adentro, incorpora butacas deportivas con el emblema de Renault Sport, apliques en color azul y revestimiento del techo de color gris oscuro.

Por su parte, la R.S. curiosamente mantiene los faros de la serie anterior, pero sí renovó los faros traseros, de Led, con máscara oscurecida e inspirados en el Mégane, al igual que las nuevas llantas de aleación de 17” con terminación diamantadas, calzadas con neumáticos Michelin Pilot Sport 4 en medida 205/45 R17. De perfil, la carcasa de los espejos está pintada en color negro brillante y posee una decoración específica con el logo de Renault Sport y la bandera de Francia. En la parte trasera, se destaca el nuevo alerón en color negro brillante junto con el difusor y la doble salida de escape cromada.

Al hacer una pulsación corta sobre el R.S. drive, se ve en el tablero de instrumentos que se indica la palabra Sport, que proporciona un golpe de aceleración, que eleva el régimen de RPM, cambiando el sonido del motor y entregando mayor sensibilidad al pedal de aceleración. En este Modo deportivo, pensado más para circuito, que activa el shifter sound, una alarma que alerta sobre el exceso de RPM e indica el momento oportuno de pasar de marcha. Todos los controles electrónicos continúan activos.

Modo deportivo +, al que se accede manteniendo presionado el R.S. Drive unos segundos más. El indicador del tablero continuará en el modo Sport, pero adicionará un símbolo que indica que el sistema de control de estabilidad no está activo. Este modo Sport + mantiene todas las características del modo Sport desligando por completo los controles electrónicos de estabilidad y de tracción.

Equipamiento de confort:

Las versiones GT-Line están basadas en el nivel Zen (con aire acondicionado, dirección asistida eléctricamente, asiento del conductor regulable en altura, computadora de a bordo, levantavidrios eléctricos delanteros y traseros, faros antiniebla, alarma perimétrica, sistema multimedia Media Evolution (compatible con Android Auto y Apple CarPlay) con función Eco Coaching y sensores de estacionamiento traseros), al que agregan faldones laterales y difusor trasero, espejos retrovisores color dark metal, alerón color carrocería y luces traseras con máscara oscurecida, llantas de aleación de 16”, volante revestido en cuero, butacas deportivas con tapizado GT-Line, apliques cromados en puertas delanteras y de color azul en salidas de aire, volante, tapizados y selectora. La opción automática suma espejos regulables eléctricamente.

 

La versión R.S. está basada en el nivel Intens (climatizador digital, sistema multimedia Media Evolution compatible con Android Auto y Apple CarPlay, espejos eléctricos, asientos traseros rebatibles 60/40, control y limitador de velocidad, indicador de temperatura exterior y cámara de retroceso al que añade llantas de aleación de 17” Pit Lane, faldones laterales y spoiler trasero color negro brillante, difusor trasero con doble salida de escape cromada, RS Drive con 3 modos de conducción, volante RS con costuras en rojo, butacas deportivas RS, pedalera de aluminio y revestimiento en puertas con detalles cromados

Equipamiento de seguridad:

La versión GT-Line manual cuenta con 4 airbags (frontales+laterales delanteros), apoyacabezas y cinturones de seguridad inerciales de tres puntos en las cinco plazas y anclajes Isofix.

La GT-Line automática agrega control de estabilidad, control de tracción y asistente al arranque en pendientes.

La versión R.S. dispone de cuatro airbags (frontales+laterales delanteros), frenos a disco en las 4 ruedas (de 280 mm adelante y 240 mm atrás) con ABS, control de estabilidad (desconectable), control de tracción (desconectable), asistencia al arranque en pendientes y anclajes Isofix.

Mecánica:

Las versiones GT-Line cuentan con el mismo motor naftero del resto de la gama, el nuevo 1.6 SCe (con tapa de 16 válvulas y distribución por cadena) que reemplazó al anterior K4M y que desarrolla 115 CV y 156 Nm de torque. Se asocia a una caja manual de 5 marchas y como novedad, ahora también está disponible con la transmisión automática Xtronic CVT.

Por su parte, la R.S. mantiene el conocido propulsor F4R de 2.0 litros, que desarrolla 145 CV y 198 Nm de torque, asociado únicamente a una caja manual de 6 velocidades. Renault detalla que aumentó la presión de inyección en un 20%, así como la dimensión del colector de admisión y se reposicionó el ducto de aire frio. El software del motor, por su parte, fue recalibrado por Renault Sport, permitiendo entregar prestaciones deportivas.

El sistema de escape también se modificó permitiendo liberar más presión, la sección de su diámetro aumentó desde el múltiple hasta el silenciador que ahora es deportivo y permite menor pérdida de presión.

Los amortiguadores tienen apoyos de impacto en poliuretano, y los espirales delanteros son 92% más rígidos y los traseros 10%. Para evitar el rolido en las curvas a altas velocidades, las barras de torsión son 17% más rígidas al frente y 65% atrás. También la dirección electro hidráulica fue recalibrada para entregar una mayor asistencia en maniobras a baja velocidad como tornarla más rígida y precisa a altas velocidades.

Colores:

  • GT-Line: Azul acero, Blanco glaciar, Gris estrella y Negro nacré.
  • R.S.: Rojo fuego, Blanco glaciar, Gris estrella y Negro nacré.

Precios y garantía:

  • Renault Sandero GT-Line MT: $995.100
  • Renault Sandero GT-Line CVT: $1.053.500
  • Renault Sandero R.S.: $1.150.000
  • Garantía de 3 años o 100.000 kilómetros
Notas relacionadas
Arriba Descargá nuestra APP y recibí las noticias directamente en tu smartphone!